Maniobra pocas veces vista para dominar el balón

La calidad de Douglas Costa no es un secreto para nadie, pero lo que hizo en pleno calentamiento es una locura. El control del brazuca es de NIVEL DIOS!

TE PUEDE INTERESAR: Iniesta disfrazado de Dembélé